MG

.

.

.

.

México reclama lealtad afirma Gobierno Municipal de Tuxtepec



:: Celebra Ayuntamiento el “Día de la Bandera”.

:: Urge “una educación que nos convierta en mejores seres humanos, transformadores por conciencia y no por conveniencia”, afirma el Regidor de Educación Guillermo Guardado Campa.

Tuxtepec, Oaxaca.-  “Hoy conmemoramos y rendimos honores a uno de nuestros símbolos más trascendentes de nuestro país, la Bandera Nacional, que simboliza nuestra independencia, nuestro honor, nuestras instituciones y la integridad de nuestro territorio, en ella estamos representados todos; también están representadas nuestras luchas, nuestros ideales, nuestros valores, nuestra identidad”, afirmó el Regidor de Educación, Cultura y Deporte, Guillermo Guardado Campa al pronunciar el discurso oficial del Gobierno Municipal de Tuxtepec, durante la celebración del “Día de la Bandera”
Guardado Campa, ante alumnos de la escuela Primaria Enrique C. Rébsamen de San Antonio El Encinal, mencionó que la Bandera también nos debe recordar los valores que tenemos que renovar día con día como nación: La unión, la solidaridad, la generosidad, la paz y mantenerla viva en nuestros corazones”.

Recordó que hoy se celebra en México el “Día de la Bandera”, este festejo fue instituido durante el gobierno del Presidente Lázaro Cárdenas en el año de 1940, tiene como propósito conmemorar a nuestro lábaro patrio, símbolo y representación nacional ante el mundo, la bandera es símbolo de independencia, libertad, unidad y derechos que gozamos como mexicanos, reiteró el funcionario municipal.

El Regidor de Educación, destacó que la Bandera es el símbolo y representación nacional ante el mundo por excelencia, y a pesar de que este ha sufrido diferentes cambios desde su creación, la insignia patria ha sido el mayor símbolo que tenemos como mexicanos, pues en ella se condensa la identidad y nuestras raíces culturales que nos unen a esta tierra de enorme riqueza.

México nos reclama lealtad, fervor patrio y esperanza, esa es una de las consignas en el aquí y en el ahora, afirmar en la conciencia y en la acción el concepto de patria, creer en lo que somos, creer en este país que juntos seguimos haciendo diariamente con el ansia compartida de construir el México nuevo y necesariamente libre de  opresión, trabajando de la mano con la gente, dándole poder real al pueblo y para el pueblo.

Agregó que para lograr las verdaderas transformaciones para alcanzar el bienestar para todos y la justicia en esta renovada visión de la patria se pasa necesariamente por la ruta de la educación, “una educación que nos convierta en mejores seres humanos, transformadores por conciencia y no por conveniencia, críticos de la realidad, trabajando en colectivo de la mano con las comunidades para así lograr una educación liberadora que forme conciencia clara, independiente y sin dogmas.