martes, 30 de julio de 2019

Gobernador de Tabasco descarta que reformas criminalicen protestas




El gobernador de Tabasco, Adán Augusto López Hernández, descartó que la llamada “Ley Garrote” busque penalizar los bloqueos en la entidad, sino que pretende incrementar la pena a quienes cometan delito de extorsión, el cual va al alza en el estado.

El mandatario señaló que no se trata de una ley, sino de reformas a ciertos artículos del Código Penal de la entidad, que se refieren al delito de extorsión.

En ese sentido, aclaró que los bloqueos no están tipificados como delito, sólo la extorsión, la cual mantenía un penalidad de entre cuatro y 13 años, por lo que el término medio aritmético era menor a cinco años, y quien fuese sentenciado por esto podía salir bajo fianza.

Dijo que ahora la extorsión tendrá penas de prisión entre 10 y 20 años, porque Tabasco es el estado donde hay mayor incidencia de dicho delito en todas sus modalidades.

Fuente: Milenio/doh/foto: archivo