miércoles, 29 de enero de 2020

Gobierno de Tuxtepec pone en marcha la campaña “Una Semilla, Un Árbol”



:: El objetivo es reproducir árboles maderables y frutales para reforestar escuelas, colonias y comunidades.


Tuxtepec, Oaxaca.- Por encomienda del Presidente Fernando Bautista Dávila, la Dirección de Medio Ambiente dio inicio a la campaña “Una Semilla, Un Árbol”, la cual tiene como objetivo el acopio de semillas para poder llevar a cabo la reproducción de árboles maderables y frutales.


El Director de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Tuxtepec, Yoni Cruz Ortiz,  informó lo anterior y dijo que el total de los árboles que sean producidos, serán destinados para reforestar instituciones educativas, colonias y comunidades de nuestro municipio. Dijo que le están solicitando a la ciudadanía colabore aportando semillas de árboles como: roble, melina, maculis, caoba, cedro y eucalipto, hule, mandarinas, limón criollo, guanábana, naranja, entre otros más.


Señaló que con la intención es hacer a la ciudadanía en general participe de este movimiento para generar consciencia de la importancia que tienen los árboles y los beneficios que dan para todos los seres vivos.


Yoni Cruz Ortiz, mencionó que esta campaña “Una Semilla, Un Árbol” inició este lunes 27 de enero y culminará el 29 de febrero, ya que el objetivo es llevar a cabo la siembra en la temporada de producción de semillas; indicó aquellas personas que deseen colaborar donando semillas de árboles maderables o frutales las pueden llevar al centro de acopio que se ubica en las oficinas de la Dirección de Medio Ambiente en la planta alta de palacio municipal, en un horario de 9 de la mañana a 3 de la tarde.


Por su parte, el biólogo Gerardo Ferrer Policarpio abundó que las semillas a donar deberán estar envueltas en papel periódico, hojas recicladas o papel de estraza, no deben de estar húmedas y se tiene que evitar el uso de bolsas de plástico para transportarlas ya que la humedad inadecuada propicia su pudrición.


Dijo que por el crecimiento de la población las áreas verdes van disminuyendo debido a la tala indiscriminada de árboles, lo cual ha producido un incremento de cambio brusco de temperatura, la pérdida de árboles y sobre todo la migración de fauna, de ahí la puesta en marcha de esta campaña.