Revelan otro fraude en aceites y lubricantes de Pemex

Fue revelado un fraude más en Petróleos Mexicanos, durante la administración de Emilio Lozoya, en el área de Pemex Refinación, al autorizar la disolución de la mayor compañía distribuidora de lubricantes que nació de la sociedad entre Pemex e Impulsora Jalisciense, con incluso la falsificación de firmas.


De acuerdo con publicación del diario El Universal, en el convenio que sirvió para finiquitar la sociedad, signado en septiembre de 2012, fue detectada la falsificación "por el método de simulación” del entonces dueño de Impulsora Jalisciense, Salvador José Martínez Garza, hoy propietario de Akron.


Refiere que lo anterior fue gracias a la firma de uno de los principales actores en la disolución de sociedad fundada en 1993, abre varios frentes que pueden favorecer las finanzas de Pemex para recuperar la empresa con la marca Akron que recibe actualmente de Pemex 4 millones 500 mil litros de productos petrolíferos, fundamentalmente aceites y lubricantes, de manera mensual.


Revela que como consecuencia de lo anterior, el regreso de Pemex a un mercado de aceites y lubricantes que en México tiene un costo de mil 200 millones de dólares anuales.


Destaca la posible liquidación de la sociedad y la extinción de la exclusividad de la venta de aceites lubricantes y grasas lubricantes de la marca Pemex en las estaciones de servicio de la franquicia de la petrolera.


Señala que al recuperar la marca Akron, Pemex está en posibilidades de cobrar incluso patrocinio del estadio de fútbol del equipo Chivas de Guadalajara, actualmente conocido como Estadio Akron, así como por la comercialización de las playeras del mismo equipo y de los artículos deportivos que tienen estampada la marca Akron y del patrocinio del boxeador Saúl "El Canelo” Álvarez.


Fuente: El Universal